Gaita Asturiana

La gaita asturiana se encuadra dentro del grupo de instrumentos de viento o aerófonos y la característica principal es su depósito de aire denominado fuelle.

Las diferentes piezas que la integran son las siguientes: ·

Fuelle realizado a partir de la piel curtida de un cabrito, aunque actualmente se fabrica en materiales más actuales. Asientos son las piezas que permiten la unión del fuelle al punteru o puntero, al soplete y al roncón. Soplete es la parte de la gaita que nos permite la entrada del aire en el fuelle e impide la salida del mismo al exterior gracias a una lengüeta de cuero. Roncón es el encargado de producir una nota grave que se denomina bordón y que suena siempre que la gaita se está tocando, está compuesto por prima, tercia y copa y se ensamblan unas con otras gracias a las espigas. Punteru es el encargado de producir la melodía gracias a la destreza del músico que tapa y destapa sus agujeros. Su interior es cónico. Payones y payueles son los elementos productores del sonido en la gaita.

Generalmente se busca una madera que pese poco, tenga buena sonoridad, sea resistente y posea un aspecto atractivo. Normalmente la madera más utilizada es el boj pero también se usa con mucha frecuencia el ébano, granadillo, mopane, cocobolo, palo violeta, pau ferro, palo rosa, pequia o bubinga.

Producto añadido a la lista de deseos
Añadido al comparador

rebajas de verano